Mundo
Domingo 15 de Febrero de 2015

Trucos para eliminar el mal olor de los zapatos

¿Cómo hacemos que los zapatos no huelan mal? En esta nota, Tu Día te brinda algunos tips para darle solución al problema.

Invierno o verano, no importa la estación. El pie transpira y los zapatos o zapatillas sufren las consecuencias. Entonces ¿cómo podemos hacer para deshacernos del mal olor que inunda nuestro calzado a pocos días de haberlos estrenado? En muchos casos, la piel interior de algunos zapatos retiene el sudor y cuesta mucho suavizarlo o sacarlo.

Lo ideal sería tener siempre a mano otro par de zapatos o zapatillas para no usar todos los días el mismo. De esta manera, le damos un descanso y el calzado puede respirar. Pero además, para seguir las indicaciones de una correcta limpieza, intentá no usar zapatos cerrados todos los días. Es malo para la salud de nuestros pies y favorece el mal olor.

Cuando llegues a tu casa, cambiá de calzado y dejá que esos zapatos ventilen. Cepillalos todos los días y limpiá el interior con un trapo húmedo y jabón líquido o detergente.

Pero como para todo problema siempre hay alguna solución, Tu Día te brinda algunos consejitos para que la lucha contra el mal olor no sea una guerra perdida.

1. Bicarbonato de sodio. Este polvito blanco es infalible. Este elemento químico natural tiene la capacidad de absorber tanto manchas, como olores o humedades y es muy fácil de aplicar. Colocá una cucharada de bicarbonato en cada zapato, en las plantillas. Esparcilo bien y dejá que actúe toda la noche.

2. Talco para pies. El talco actúa de la misma manera que el bicarbonato. Entre sus virtudes aparece la de absorber la humedad. En este caso tenés dos opciones diferentes para su uso. La primera, poner un poco de polvo en cada zapato y dejar que actúe durante toda la noche. La segunda, colocarte el talco en los pies antes de calzarte (esto evitará que el pie transpire). También optar por combinar ambas. permitir que pasen así la noche, para después, quitarlos por la mañana.

3. Lavanda. Un buen truco para eliminar las bacterias. Si tenés la posibilidad de conseguir salvia y lavanda, mejor aún porque son dos plantas que eliminan muy bien los olores. ¿Cómo lo aplicamos? Ponemos unas hojitas de salvia y unas ramitas de lavanda en cada zapato. Después dejás el calzado al aire libre para que se ventilen y así puedas eliminar las bacterias.

4. Naranja o limón. No tires las cáscaras de naranja o limón ya que estamos frente a otra alternativa sencilla para eliminar el mal olor. El proceso es tan simple como poner cascaritas dentro de los zapatos y dejar que actue durante toda la noche.

5. Buscá la causa. Si bien, todos sabemos que el mal olor se debe a que los pies transpiran, hay zapatos que huelen más que otros. Esto se debe a que algunas plantillas absorben más que otras y retienen el mal olor, favoreciendo la aparición de bacterias. Una solución posible es cambiar regularmente las plantillas. buena higiene.

Fuente: DíaaDía

Comentarios