Mundo
Lunes 28 de Diciembre de 2015

Se quitó la vida un jefe de urbanismo chino tras el grave alud de residuos

El responsable de la Oficina de Gestión Urbana del nuevo distrito de Guangming, en Shenzhen, murió tras saltar desde un edificio el domingo, indicó en un comunicado la policía local.

Un miembro del gobierno local de una ciudad del sur de China se suicidó una semana después de que decenas de personas quedaran sepultadas y dadas por muertas en un alud de escombros en la ciudad, indicó la policía.
El responsable de la Oficina de Gestión Urbana del nuevo distrito de Guangming, en Shenzhen, murió tras saltar desde un edificio el domingo, indicó en un comunicado la policía local.
El funcionario sólo fue identificado por su apellido, Xu. No se proporcionaron más detalles y no estaba claro si Xu seguía en el cargo en el momento de su muerte.
El pasado 20 de diciembre, una montaña de escombros colapsó sobre el parque industrial en el distrito de Guangming en medio de fuertes lluvias. Una persona murió y 75 fueron dadas por muertas tras quedar sepultadas por los desperdicios.
En un gesto poco habitual, los altos cargos de Shenzhen, incluido el jefe del Partido Comunista local y el alcalde, ofrecieron profundas reverencias en una rueda de prensa para disculparse.
No estaba claro si Xu estaba siendo investigado por el derrumbe, aunque las tareas de las oficinas de Gestión Urbana suelen incluir la regulación de empresas y lugares de construcción. Las autoridades han clasificado el deslave como un desastre causado por la actividad humana, planteando la posibilidad de estrictas sanciones a los que sean declarados culpables.
También el domingo, el propietario de una mina de yeso en la provincia oriental de Shandong se ahogó tras saltar a un pozo en un aparente suicidio. La muerte del propietario, Ma Congbo, se produjo mientras continuaban las operaciones de rescate para dar con 17 mineros que seguían atrapados dos días después de un derrumbe en la mina en el que murió una persona.
Pese a la amenaza de prisión por los grandes accidentes industriales, la falta de supervisión regulatoria y la reducción de costes por parte de los gerentes de explotaciones suelen llevar a desastres mortales en el país.
Fuente: AP

Comentarios