Deportes
Jueves 03 de Febrero de 2011

Sabella confirmó su renuncia como técnico de Estudiantes

Rubén Filipas, presidente del club, confirmó que el técnico ratificó su decisión. El entrenador estaba descontento con los dirigentes por la falta de refuerzos y dijo adiós pese al apoyo de los hinchas y de algunos jugadores.

Alejandro Sabella confirmó hoy su renuncia a la dirección técnica de Estudiantes de La Plata, según confirmara el presidente del club platense Rubén Filipas.

Todo explotó ayer cuando, tras un entrenamiento que no conformó al entrenador, éste entendió que su ciclo estaba terminado, situación que prosiguió al desgaste que el técnico sentía tras dos exitosos años de trabajo y, sobre todo, luego de considerar que sus pedidos eran ignorados por la dirigencia.

Sabella pretendía desde hace tiempo la contratación de un delantero que nunca llegó; se hicieron intentos por Darío Cvitanich, imposibilitado de salir del Ajax de Holanda, luego surgió la posibilidad de Ernesto Farías pero la repatriación del "Tecla" también quedó a un lado una vez conocida la tasación del jugador, hoy en el Cruzeiro de Brasil.

Según entendía el técnico, esa transacción sería posible gracias a la venta del jugador Marcos Rojo al Spartak de Moscú, por el cual Estudiantes recibió más de U$S 2,5 millones, pero algunos referentes del plantel consultados por la dirigencia consideraron que ese dinero debía utilizarse para pagarle al plantel las primas adeudadas del último semestre de 2010 más los premios por ganar el campeonato Apertura 2010.

Esto colmó la paciencia de Sabella, quien le reclamó a la dirigencia por las condiciones de trabajo, luego de que en pasadas temporadas tuviese que reeducar futbolísticamente a varios jugadores por la falta de recambio en el plantel. Lo hizo con el propio Marcos Rojo, con Federico Fernández y con Enzo Pérez, según las necesidades del equipo.

Así fue que, tras el entrenamiento de ayer, en el que el entrenador notó ciertas caras de fastidio en algunos jugadores, no soportó más y renunció. Ni siquiera el masivo apoyo de los hinchas, ni el pedido de algunos de los representantes del plantel, alcanzó para que Sabella revirtiera la decisión tomada y, tras un año y once meses de trabajo -debutó el 18 de marzo de 2009-, dijo adiós.

Infobae

Comentarios