Espectáculos
Domingo 05 de Junio de 2016

"Que Eric Clapton me convoque es un honor"

En una conferencia en México, Gustavo Santaolalla aseguró que los latinos pesarán cada vez más en Estados Unidos, contó que produjo el próximo disco de Café Tacvba y anticipó un proyecto con el celebrado guitarrista.

ADN de Estados Unidos se "ha modificado" para incorporar la cultura latina, que es cada vez más potente en ese país, dijo mientras estaba en México el músico y productor argentino Gustavo Santaolalla.
"Hoy una parte de ese ADN es latino y es algo que lo vamos a ver cada vez más reflejado en los medios de comunicación, en el arte, la música, el teatro, el cine y en todo", afirmó el ex miembro del grupo Arco Iris.
El músico, quien vivió en Estados Unidos en la década de los '80, indicó que los anglosajones tienen una visión de los latinos "mucho más sofisticada" que hace 10 o 15 años.
Asimisimo, el ganador de 17 premios Grammy y dos Oscar por su trabajo en Secreto en la montaña y Babel, indicó: "La identidad latina tiene un nivel de riqueza y sofisticación que ves en la obra y el trabajo de muchos".
Santaolalla estuvo en el país azteca para participar en una conferencia en la Feria Internacional de la Música Profesional, que se realizó en Guadalajara.
El argentino se siente cercano a México, lugar en el que es considerado parte fundamental del éxito de grupos como Café Tacvba y Caifanes, o de solistas como Julieta Venegas.
Como productor le tocó vivir la época del surgimiento de la música alternativa mexicana, resultado del movimiento llamado Rock en tu Idioma. Ahora, la escena musical en ese país está estancada, según lamentó.
"No hay tampoco cosas que estén saliendo, hay una ausencia, una carencia, un vacío, pero estoy seguro de que debe haber cosas que se están cocinando", aseguró.
Este año, Santaolalla inició la producción del nuevo disco de la banda mexicana Café Tacvba, a la que lo une una relación creativa de al menos dos décadas y que él considera "fascinante", pues comparten "el concepto de la reinvención" artística.
Esta intención de reinventarse lo ha llevado a incursionar no solo en la industria discográfica, sino también en el cine, al producir documentales y teleseries como Qhapaq Ñan. Desandando el camino o al componer la banda sonora de películas como Amores perros y 21 gramos, de Alejandro González Iñárritu.
El trabajo con el cineasta mexicano fue decisivo para que Santaolalla definiera su "entendimiento de la música para el cine", lo que lo llevó a establecer una estrecha relación profesional y personal con el director. "Alejandro es una persona muy importante en mi vida, que quiero muchísimo y es un referente para mí artísticamente, por su integridad", dijo el músico.
González Iñárritu le presentó al director Guillermo del Toro, con quien trabaja creando la música ambiente de la exposición En casa con los monstruos, que estará en el Museo de Arte de Los Ángeles.
Tras musicalizar la cinta animada El libro de la vida, Santaolalla adelantó que participa como compositor en un musical basado en el filme El laberinto del fauno, de Del Toro, cuya primera fase estará lista pronto.
Además, el músico británico Eric Clapton lo invitó a participar en un documental que realiza acerca de su vida, y comenzará a crear la música del proyecto en los próximos meses.
"Que Eric Clapton me convoque para hacer la música de su documental es uno de los honores máximos que he tenido en mi vida", concluyó el artista que tiene en Mendoza su emprendimiento vitivinícola.
-Le puso la música a Making a murderer. El argentino Gustavo Santaolalla trabajó en la banda sonora de la serie documental Making a murderer, uno de los estrenos más exitosos que tuvo este verano la plataforma Netflix.
Fuente: Efe vía Télam.

Comentarios