Violador Serial de San Martín
Sábado 09 de Septiembre de 2017

Una de las víctimas del violador serial de San Martín mostró una leve mejoría y crecen las esperanzas

Se trata de Lorena Bustos quien fue arrojada a un desagüe a pocas cuadras de su casa. La mujer madre de cuatro pequeños se encuentra internada desde abril en una clínica en Córdoba y de a poco comienza a mover su cuerpo.

Lorena Bustos fue una de las víctimas que fue ferozmente atacada por el violador serial de San Martín en febrero pasado. Ella quedó cuadripléjica después de ser empujada a un desagüe a unas pocas cuadras de su casa con el objetivo de ser abusada.


Lorena después del ataque y de entregarle lo poco que tenía a Olivera pudo salir por sus propios medios y llegó hasta su vivienda. Luego de varias horas sufrió un ACV y quedó cuadripléjica. Estuvo internada más de 60 días en el hospital Guillermo Rawson y luego fue trasladada a una clínica de rehabilitación en Córdoba con la ayuda del gobierno provincial.


Después de cuatro meses de tratamiento médico, en la provincia de Córdoba, pudo mostrar una leve mejoría que reaviva la esperanza en torno a su salud. Su hermana, Marianela Bustos, contó a sanjuan8.com que durante su primer mes de internación fue muy difícil el tratamiento porque Lorena estaba aún en estado de shock y las lágrimas y su tristeza impedían que se comience a trabajar.


Pero de a poco y con la ayuda de los médicos comenzó a mover su parte izquierda, este fue un gran avance que no se esperaba. En la actualidad puede comunicarse con sus hijos que se encuentran en San Juan a través de su celular y así la distancia puede ser un poco más amena. Los médicos ven con optimismo su recuperación y esperan que el tratamiento pueda ser aún más efectivo.


Lorena se encuentra acompañada por su madre que viajó junto a ella y no se despega de su lado.

Comentarios