País
Viernes 19 de Febrero de 2016

Plantearon que el litro de leche se debería pagar a 4 pesos

Así lo admitió el subsecretario de Lechería de Nación en una visita a Santa Fe.

La rentabilidad de la cadena láctea y el precio de la leche en el mercado mayorista resultó el eje de una reunión donde fueron entregados aportes no reintegrables a 32 tamberos entrerrianos por una suma total de 8,8 millones de pesos, en el marco del Programa de Desarrollo Rural y Agricultura Familiar (PRODAF) que depende del Ministerio de la Producción. El acto estuvo presidido por  el titular de la cartera provincial, Carlos Schepens, y el subsecretario de Lechería de la Nación, Alejandro Sanmartino, quienes al finalizar la distribución de la ayuda económica se dedicaron a atender las inquietudes de los productores. Uno de ellos quiso conocer detalles sobre un acuerdo gestado en la ciudad santafesina de Venado Tuerto entre el Gobierno, la industria, productores y los gobiernos provinciales, donde entre varios anuncios se presentaron las compensaciones de 40 centavos para productores que alcanzaban los primeros 3.000 litros de leche durante octubre, noviembre y diciembre. 
El funcionario nacional aseguró que desde la semana próxima se comenzarán a hacer efectivas las compensaciones a todas aquellas industrias que presentaron las planillas. Sanmartino señaló que el precio que se le paga al productor por litro de leche se ubica en promedio en 2,60 pesos, aunque la meta es llegar a los 3 pesos incorporando los 40 centavos de compensación. “Está muy lejos de un valor que se puede considerar rentable. Estoy convencido de que sino se paga entre 3,60 y 4 pesos el precio sigue cobrando”, advirtió. Uno de los productores  negó que ese valor por el producto se haya pagado en la provincia, a lo que Sanmartino respondió que hubo industrias que no pertenecen al Centro de Industrias Lecheros que no pagaron ese precio.
“Si el valor de la leche no llega a los 3,60 pesos o 4 pesos la situación de quebranto va a continuar”, reconoció el  funcionario.
Cadena láctea desfinanciada
El titular de la subsecretaría de Lechería trazó un panorama preocupante de la cadena láctea y el impacto que ello tiene en los productores. “Estamos haciendo todo lo posible para recomponer una cadena láctea que está desfinanciada. Estamos buscando soluciones desde lo estructural a lo coyuntural. La pérdida de valor de la cadena no viene de los últimos 60 días, sino de 3 o 4 años, donde hubo protagonismo del supermercadismo”, agregó.
Sobre la diferencia entre los precios en góndola y lo que recibe el productor, Sanmartino consideró que este factor es la demostración de la pérdida de valor de la cadena de lácteos entre el productor y la industria. En función de brindar respuestas al sector, el funcionario se mostró dispuesto a ordenar “democráticamente” el sistema de producción. “Vamos a aplicar la Ley de Defensa del Consumidor, tenemos que buscar que la oferta y la demanda se equilibren en procura de que los precios mayoristas se empiecen a correr. La brecha es muy grande y hay que recuperarla rápidamente”, enfatizó.
Consultado por el rol de los distintos eslabones de la cadena láctea, el subsecretario de Lechería reconoció que los supermercadistas representan un factor fundamental. “Vamos a tratar de transparentar la cadena y a tratar de entender por qué se queda con tanto precio”, admitió el funcionario nacional quien encabezó la entrega de aportes junto al ministro de la Producción de la provincia, Carlos Schepens y el director de Agricultura, Lucio Amavet, entre otros funcionarios.

Comentarios