Mundo
Viernes 19 de Febrero de 2016

Perder peso a los 20, a los 30 y a los 40 con estos secretos

El sueño de la mayoría de las mujeres es comer sin engordar, cosa que lamentablemente no sucede, por lo que muchas intentan hacer dieta o se masacran en los gimnasios. Pero para disminuir de peso hay que tener claro que no en todas las edades funciona de la misma forma y por lo mismo hay que buscar una estrategia adecuada.

La experta en nutrición y co-autora del libro The Calendar Diet: A Month by Month Guide to Losing Weight While Living Your Life, Karen Ansel, señaló al sitio Yahoo.com las estrategias para realizar una reducción de peso efectiva dependiendo en la década que te encuentres.
 
1.- A los 20 años: Cenas con amigos, frente a pantallas y comes en la noche
 
A esa edad la mujer se siente libre para comer de todo, por lo que no duda en salir con sus amigos a cenar, por ejemplo, a un restaurante tailandés. “Eso significa que a los 20 años consumirás más calorías en ese restaurante que si cocinas en casa”, señaló Ansel, aunque eso no significa que debas quedarte en casa.
 
“Las investigaciones han demostrado que cuando las personas están en grupo, la mayoría se deja influenciar por lo que ordena la primera persona”, agregando que ahora la mayoría de los restaurantes tienen una opción saludable, la cual siempre deberían escoger. Otra solución que da la experta es comer la mitad del plato y ‘las sobras’ comerlas al otro día.
 
A esta edad, también los jóvenes suelen alimentarse delante de las pantallas, ya sea en el celular, el computador o la televisión. “Cuando comemos delante de un ordenador o de cualquier otra pantalla, solemos comer más y nos sentimos menos satisfechos que cuando lo hacemos sin tener la tecnología cerca”, explicó la nutricionista, recomendando comer de forma consciente y centrándote plenamente en el plato.
 
Otro punto que considera Ansel, es que a los 20 el apetito es variable, por lo que si comes a deshoras, el apetito volverá a atacar en la noche. “Nuestro organismo es muy inteligente, de manera que cuando no recibe suficiente comida durante el día, la exige por la noche”, explicó, por lo que recomendó crear un horario de comidas, incluso hasta programando una alarma en el celular para que sepas cuando debas comer.
 
2.- A los 30 años: Sin tiempo para entrenar y nevera vacía
 
En esta edad, muchas mujeres enfrentan la maternidad por primera vez y aunque intentan continuar ejercitando… el único abdominal que logran hacer es levantarse de la cama, ya que tienen que dedicarle tiempo completo a los hijos y el trabajo. La experta recomienda a esa madre ocupada vaya a un gimnasio que tenga guardería (o en su defecto, una que quede cerca), para entrenar en los momentos en que el o los niños tomen una siesta.
 
La experta hace hincapié en que es complicado abastecer el hogar mientras se tenga un niño en casa, por lo que aconseja que llenes tu refrigerador con comida saludable por lo menos una vez por semana. “Preparar un tazón con avena con fruta, un poco de nueces o semillas de chía y leche baja en grasa sólo toma dos minutos y puede mantenerte saciada durante horas”, indicó.
 
3.- A los 40 años: Pérdida de masa muscular y comida congelada
 
A esta edad, los músculos comienzan a descomponerse de manera natural y el metabolismo se relentiza, lo que lleva a ganar kilos extras. La experta recomienda comer proteínas en la hora correspondiente del día: “Cuando ingieres la mayor cantidad de proteínas durante la cena, tu organismo no tiene tiempo suficiente para utilizar esa energía y por tanto la almacena en forma de grasa”, explicó
 
Ansel dice que debes comer entre 20 y 30 gramos de proteína entre cada comida y entre 5 y 10 gramos en cada merienda.
 
Otro punto que afecta el aumento de peso a los 40 es el fanatismo a la comida rápida y congelada, por lo que la nutricionista recomienda “dedicar al menos 15 minutos cada fin de semana para organizar una cena saludable y rápida para cada noche de la semana siguiente”, dejando de lado el pedir comida china o una pizza congelada.
 
Fuente: biobiochile

Comentarios