País
Martes 08 de Agosto de 2017

Confirmaron que Alicia Kirchner desvió más de $500 millones de fondos para educación

El Gobierno Nacional envió a Santa Cruz más de $600 millones para la Ley de Financiamiento Educativo y sólo se invirtió el 13%. Este dinero le otorga a la gobernadora la posibilidad de atender desequilibrios transitorios en la provincia.

El Gobierno Nacional envió a Santa Cruz más de $600 millones para la Ley de Financiamiento Educativo y sólo se invirtió el 13%. Este dinero le otorga a la gobernadora la posibilidad de atender desequilibrios transitorios en la provincia.


Quien relevó este dato es el Vocal de la oposición en el Tribunal de Cuentas de la provincia, el Dr Javier Stoessel. Para expresar el resultado que volcó en un simple cuadro comparativo, el abogado se nutrió de los datos obtenidos por el organismo provincial (columna 2 y 3), los datos tomados de publicaciones oficiales del Ministerio de Economía de la Nación (columna 4) y en la última columna se conforma con la sumatoria de esos datos.


alicia kirchner desvío de fondos educación santa cruz.jpg


Sin olvidar que el auditor está en un punto clave de la administración provincial, en un organismo de contralor de las cuentas públicas, es obvio que a la información se le debe dar una relevancia fundamental, pues parte de la base de datos concretos, ciertos y oficiales.


De acuerdo a la información tabulada por el Vocal por la minoría en el TC provincial, desde octubre/16 a junio/17 la Provincia de Santa Cruz recibió 560millones de Nación por Ley de Financiamiento Educativo. Pero solo invirtió 86millones de esos fondos en Educación.


En Santa Cruz nadie se explica la falta de inversión en Educación, sin embargo los fondos imputados en este ítem, generan un saldo de la cuenta Ley de Financiamiento Educativo al 31/7/2017 es de $ 611.137.992,70, que se fue acumulando progresivamente, tal como lo indica Stoessel en su página web.


Estos fondos son ingresados al denominado F.U.C.O (Fondo Único de Cuentas Oficiales) el cual tiene como característica que le permite a la gobernadora disponer de ellos de la forma que quiera, distribuirla en distintas cuentas para atender "desequilibrios transitorios", estando obligados a restituirlo a la cuenta principal, sin embargo, indica Stoessel, "estos fondos son utilizados de modo constante y progresivo para atender otros intereses y fines distintos a la educación".


"Consecuencia de una incorrecta administración – agrega el funcionario del TC – la deuda interna ha excedido parámetros de razonabilidad superando a la fecha la expectativa cierta de realizar devoluciones a corto plazo, dejando un saldo de libre disponibilidad muy inferior al saldo de la ley de financiamiento educativo, lo que impide la utilización de dichos fondos".


Para pasar en limpio la explicación, la gobernadora recibe fondos para aplicar al fondo educativo, los utiliza para cualquier otra cosa, solo invierte el 13% en el objeto por el cual es aportado desde Nación y el resto se evapora en gastos que nadie conoce y de muy difícil rastreo.


Stoessel, señala como indispensable que esta cuenta "Fondo Educativo", sea excluida del FUCO como forma de garantizar el direccionamiento correcto de los fondos para lo cual son remitidos.


Uno de los grandes problemas de la Educación en Santa Cruz, además del incumplimiento del pago de haberes y acuerdo de aumento salarial, es la falta de infraestructura, el mal estado de las escuelas, la falta de servicios, edificios con problemas estructurales, falta de gas, luz, instalaciones defectuosas, aulas sin calefacción, filtraciones, goteras, etc. Si hoy los docentes volvieran a las aulas, en el 70% de las escuelas no habría clases porque los edificios están extremadamente deteriorados y faltos de mantenimiento que los hacen inseguros y para nada confortables, más aun teniendo en cuenta el temporal de viento, frío y nieve que se cierne sobre toda la región.


Concluyendo. Santa Cruz recibe de Nación todos los fondos necesarios para pagar los salarios docentes, el aguinaldo, los aumentos y lo correspondiente a la Ley de Financiamiento Educativo, pero el Ejecutivo, lejos de atender y resolver los problemas del sector, teniendo en cuenta que no empezó el ciclo lectivo, dilapida los fondos, los desvía, no explica hacia dónde, en qué los usa y la Educación, de esta manera, pasa a ser un tema que poco o nada preocupa al gobierno provincial (y nacional) en este momento.


(Fuente: Agencia OPI Santa Cruz)

Comentarios