Policiales
Martes 28 de Abril de 2015

Mató a su novio de una puñalada porque se cansó de que la golpeara

Luego de que el hombre le propinara una nueva golpiza, la víctima manifestó haber realizado un acto en defensa propia. Lo hirió de muerte en el cuello. Ocurrió en Santa Fe. 

Minutos después de las tres de la tarde del domingo, un grito proveniente del interior de una vivienda ubicada sobre la manzana 5° del barrio El Pozo, de Santa Fe puso fin a una dura golpiza de un hombre sobre una mujer. Él cayó herido de muerte con una profunda puñalada en el lado izquierdo de su cuello. 
Cuando los vecinos salieron a la vereda para ver que sucedía, la joven vecina les pidió a varios de ellos que llamaran a la Policía urgente. Y, les dijo que la tormentosa relación amorosa que ella sostenía con un hombre había terminado para siempre, y que de ahora en más, no volvería a golpearla.
La denuncia policia
A las 15,20, arribaron a la casa los vigilantes del tercio de guardia de la Comisaría 25 de la UR 1° La Capital, Región 3, que dialogaron con la mujer, y con el permiso de ésta, entraron a la vivienda y vieron a un hombre tendido en medio de un charco de sangre e inmóvil. 
Minutos después llegaron los agentes de la división Homicidios de la Policía de Investigaciones (PDI) junto con el médico policial. El profesional constató que el hombre estaba muerto y que la causa del crimen fue una certera puñalada en la aorta que le produjo la muerte inmediatamente después de recibir la profunda puñalada. 
Confeso verbalmente el crimen
La mujer, dueña de casa, y agresora de quien fuera su pareja, identificó a la víctima del homicidio como Daniel Alberto Maciel de 32 años, quien había salido de la cárcel hacía pocas semanas y que estaba en libertad condicional.
Los pesquisas de la PDI, se encargaron de informarle que a partir del momento en el que ella había confesado el crimen de Maciel, quedaba detenida, y una mujer policía fue la encargada de colocarle las esposas.
Los agentes de la Policía Científica arribaron al domicilio en el que se produjo el asesinato de Maciel, relevaron cada una de las dependencias del inmueble y el lugar en el que se consumo el homicidio, ahora convertido en la escena del crimen, adonde fueron practicados los peritajes criminalísticos de rigor: huellas y rastros, planimétrico, fotografía.
Los agentes de la PDI, informaron a la fiscal de Homicidios del Ministerio Público de la Acusación, sobre la ocurrencia del homicidio de Maciel, las calidades personales de éste, la probable causa que desembocó en el homicidio, la confesión de C. R. de 29 años, el secuestro del cuchillo Tramontina con el que se habría consumado el crimen, que fue encontrado tirado y con indelebles manchas de sangre, y la realización de los peritajes criminalísticos. 
La Fiscal Ferraro, ordenó que el cadáver sea trasladado a la morgue judicial santafesina para que los médicos forenses realicen la necropsia, cuyo informe será elevado en la mañana de este lunes. 
Testigos
Los vecinos del barrio, que viven en las casas aledañas, dijeron que su vecina y dueña de la casa N° 5 de la manzana N° 8, venía siendo sometido a castigos brutales, y que esa consideración la hacían en función de los gritos desgarradores provenientes del interior de la vivienda, como por los dichos de la mujer y por las visibles marcas físicas en algunas partes de su cuerpo. 
De tal magnitud fueron los castigos físicos a los que fue sometida C. R. que el médico policial tuvo la oportunidad no solo de revisar el cadáver de Maciel sino también constatar las lesiones que presentaba la agresora en diversas partes del cuerpo. 
Quebrada y cansada
La presunta autora del crimen de Maciel, les dijo primero a los policías de la Comisaría 25° del barrio El Pozo de Santa Fe cuando llegaron a su casa, que ella fue la autora de la mortal agresión, y luego hizo lo mismo cuando arribaron los pesquisas de la Policía de Investigaciones PDI. (Diario Uno Santa Fe). 

Comentarios