Sábado 09 de Julio de 2016

Macri recibió una carta del Rey Felipe de España en los festejos del Bicentenario

El presidente estuvo reunido con Juan Carlos de Borbón, rey emérito español, que se convirtió en el mensajero de su hijo. En el texto destacó a los próceres argentinos y saludó al pueblo.  

El presidente Mauricio Macri recibió hoy una carta del Rey de España, Felipe VI de Borbón, en la que le expresó que ambos países "siguieron veredas distintas, pero nunca estuvieron lejos en la mente y en el corazón".
La carta fue entregada por el rey emérito Juan Carlos de Borbón, quien concurrió a los festejos en la ciudad de San Miguel de Tucumán por la conmemoración de los 200 años de la Declaración de Independencia.
Tras expresarle su deseo de acompañar la conmemoración, el monarca escribió que el 9 de julio de 1816 "la joven nación argentina abrió un nuevo capítulo de su gloriosa historia" y recordó a los próceres de la independencia.
Además de destacar a los "hombres íntegros como San Martín, como Mariano Moreno, como Monteagudo, como Belgrano" y recordar que muchos de ellos se formaron en España, el rey subrayó que "España y Argentina, que tanto han tenido y tienen en común, siguieron veredas distintas, pero nunca estuvieron lejos en la mente y en el corazón".
"Mientras en Argentina se enfrentaban federales y unitarios, en España eran liberales contra conservadores", sostuvo Felipe de Borbón al tiempo que indicó que "en momentos de zozobra miles de españoles y de argentinos cruzaron el Atlántico desafiando la distancia y el olvido, buscando un mundo mejor".
En su misiva el rey también citó al escritor argentino José Luis Borges: "Nadie es la Patria, pero todos lo somos/arda en mi percho y en el vuestro, incesante/Ese límpido fuego misterioso".
"Como hace cien años la Corona quiere subrayar con la presencia de mi padre, Su Majestad, el Rey Don Juan Carlos, esta efemérides y, en este día tan importante, quiero unir mi voz a la del pueblo hermano español y proclamar bien alto: 'Al gran pueblo argentino, ¡Salud!'", concluye la carta.

Comentarios