Mundo
Domingo 09 de Enero de 2011

La legisladora de los Estados Unidos sigue grave tras el ataque en el acto político en Arizona

La congresista demócrata Gabrielle Giffords continúa en riesgo de vida luego de recibir un disparo en la cabeza durante un acto político en Tucson, Arizona. Mientras, ciudadanos se movilizan en memoria de los 6 fallecidos en el tiroteo

La legisladora demócrata Gabrielle Giffords, quien fue baleada por un hombre durante un evento público en Tucson, Arizona, se encuentra en estado crítico. No obstante, los médicos que la asisten mostraron un "optimismo cauto" acerca de sus posibilidades de supervivencia.

El sospechoso, identificado como Jared Lee Loughner, se encuentra bajo custodia mientras continúa la investigación. El francotirador, de 22 años, fue atrapado y arrojado al suelo por dos peatones que lo detectaron al momento del crimen, afuera de un supermercado en la tarde del sábado.

En tanto, ciudadanos se movilizan en repudio al ataque y en memoria de las víctimas. Entre los 6 fallecidos hay una menor de 9 años y el juez de distrito John Roll, involucrado en cuestiones migratorias. Además hay 18 heridos que continúan graves.

Barack Obama afirmó que lo ocurrido "es una tragedia para Arizona y para el país entero". El presidente de los EEUU prometió que "llegarán al fondo del asunto" y que Giffords "está luchando por su vida".
La congresista de 40 años, casada con el estadounidense Mark Kelly, estaba presentando el evento político "El Congreso en tu esquina", mediante el cual los legisladores se acercan a la gente para recibir sus preguntas. Inesperadamente fue atacada por Loughner, , que le disparó a quemarropa desde un metro de distancia.

Comentarios