País
Viernes 28 de Agosto de 2015

La falta de dólares para importar frena la llegada de insumos para electrónica y celulares

Casi el 90% de los insumos que utilizan estas plantas proviene de China. Ernesto Fernández Taboada es el director Ejecutivo en Cámara de Comercio Argentino-China y Asia Pacífico.

La restricción por parte del Gobierno a la entrega de dólares para el pago de importaciones ya comienza a generar algunas complicaciones a varias de las industrias argentinas, y el segmento de la electrónica, línea blanca y telefonía celular es uno de los que más sufre.
Tras la disparada que el dólar comenzó a mostrar días atrás, el Banco Central se dispuso a pisar los dólares que los importadores utilizan para el pago de los productos que ingresan al país, y algunos fabricantes ya muestran su disgusto ante la falta de diferentes insumos y materias primas.
En Tierra del Fuego, donde se ensambla casi el 100% de los productos electrónicos y del hogar que luego se venden en el mercado local, las dificultades para encontrar los dólares suficientes para pagar a los proveedores no son menores.
"Se siente mucho el faltante de productos y materia prima", asegura Enrique Carrier, titular de Carrier y Asociados.
Incluso, el especialista mencionó la baja del 36% que se dio durante el primer semestre de 2015 en la producción de celulares respecto de igual lapso del año pasado.
"La caída en la producción está íntimamente ligada a las restricciones de acceso a las divisas para pagar a los proveedores del exterior. Estos son quienes proveen la tecnología, quedando sus pares locales para aspectos como el packaging", agregó Carrier.
Casi el 90% de los insumos que utilizan estas plantas proviene de China. Ernesto Fernández Taboada es el director Ejecutivo en Cámara de Comercio Argentino-China y Asia Pacífico y también se refiere a esta realidad. "Se nota la menor disponibilidad de dólares, a tal punto que algunos importadores ya comienzan a temer por la falta de productos", afirmó el directivo.
La deuda que los importadores argentinos tienen con sus proveedores ya era importante hasta fines del año pasado, pero en el primer semestre de 2015 explotó. Había cerrado 2014 con algo más de u$s 4000 millones, y en apenas seis meses ese rojo creció hasta los 8100 millones de dólares.
De ese total, la mayor parte corre por cuenta de las automotrices, que adeudan cerca del 45% de ese total. Por su parte –según se desprende de cifras de la Cámara de Importadores de la República Argentina (CIRA)–, las empresas radicadas en Tierra del Fuego corren con el 25% de esos 8100 millones de dólares.
"Esto comenzó en febrero pasado pero luego la situación fue empeorando. A mediados de año Alejandro Vanoli anunció que la disponibilidad de dólares aumentaría 30% y pensamos que todo se encaminaría, aunque esa medida duró muy poco", recordó Diego Pérez Santiesteban, presidente de la CIRA.
Si bien por el momento no se observa un fuerte faltante de productos en general –aunque sí en algunos casos puntuales–, los empresarios no se atreven a asegurar que en un futuro se podrá evitar esa situación, sobre todo teniendo en cuenta el crecimiento constante de la deuda con sus proveedores.
Las empresas locales que más importan son entre 50 y 60, todas de gran tamaño, por lo que tienen espalda para lograr que quienes les venden insumos entiendan su situación.

Fuente: Diario Uno

Comentarios