Policiales
Martes 02 de Febrero de 2016

La beba rescatada de un basural, con "pronóstico reservado"

La beba de 32 semanas y con bajo peso fue encontrada el domingo. Luz, como la bautizaron las enfermeras “está en estado crítico y con asistencia mecánica”, aunque los médicos son optimistas, señaló Damián Pagano, director del Hospital Piñero, donde está internada.       

"Se encuentra bien contenida pero clínicamente no se puede decir que está fuera de peligro", aseguró a la prensa Damián Pagano, director del hospital.

"Hay que esperar la evolución de los próximos días; en el hospital se le están realizando todo tipo de estudios y se encuentra con canalización umbilical", añadió tras especificar que "los médicos somos optimistas".

"Creemos que está en el mejor lugar en que podía estar por las condiciones que presenta", enfatizó.

Su estado delicado es "consecuencia de que se trata de una beba prematura de unos 32 semanas que sufrió abandono y tuvo hipotermia", dijo el profesional tras acentuar que "es prematura con un peso menor al esperado".

Precisó que la beba pesaba 975 gramos cuando fue llevada al hospital donde ingresó a la sala de Terapia Neonatológica.

La beba, a la que las enfermeras la bautizaron Luz, fue hallada por vecinos en un contenedor de basura en la esquina de las calles Araujo y Chilavert, en la Villa 20 de Lugano, quienes inmediatamente llamaron a la Policía y lograron rescatar a la niña, que había sido abandonada horas antes.

"Los vecinos notaron que se movía la bolsa de plástico y cuando vieron una manito, dos señoras se acercaron y en colaboración de otro vecino descubrieron que era una bebé", afirmaron las fuentes policiales y precisaron que fue hallada con su cordón umbilical y la placenta dentro de la misma bolsa.   

Télam

Comentarios