Mundo
Domingo 27 de Diciembre de 2015

Fuertes tormentas causaron 17 muertes en EEUU

En un clima con marcadas diferencias de temperatura, varios Estados fueron castigados por violentos tornados.

Estados Unidos sigue bajo presión de severas tormentas que ya han causado la muerte a 17 personas en los últimos días en los estados norteamericanos de Mississippi, Tennessee y Arkansas.

La página web AccuWeather informó que ocho de las víctimas perdieron la vida en Mississippi y seis en Tennessee. Además, en Arkansas murió una joven de 18 años cuando un árbol cayó sobre su casa. Al menos 40 personas resultaron heridas.

Previamente había caído granizo del tamaño de una pelota de tenis. Sólo en Mississippi, más de 8.000 personas estaban sin electricidad.

Según el servicio meteorológico estadounidense NWS, se producirán más tormentas este fin de semana, las más fuertes en el centro y este del estado de Oklahoma y en Texas.

En las zonas afectadas por tornados en Mississippi, las inundaciones recrudecieron ayer la situación. "No hay esperanzas: perdimos todo", dijo una mujer al canal de noticias CNN después se que se inundara su casa. "Mi hijo no recibió regalos de Navidad", afirmó.

Temperaturas inusualmente cálidas esta semana estimularon fuertes vientos, tornados y lluvias.

De acuerdo con el canal NBC, las temperaturas primaverales en algunas regiones de Estados Unidos generaron imágenes inusuales: en el norte, en el Central Park de Nueva York, se veía jugar la tarde del 24 a personas con el torso desnudo beach-volleyball en medio de temperaturas de alrededor de 20 grados.

Más al sur, en el estado de Florida, se llegó incluso a 28 grados. En la costa oeste, en California, los bomberos lucharon contra los incendios forestales desatados en Navidad. De acuerdo con NBC, alrededor de 5.000 bomberos intentaban extinguir un incendio de unos cuatro kilómetros cuadrados, mientras que dos carreteras tuvieron que ser cerradas.

Se prevé que en los próximos días continúen las temperaturas extremas: en Maine, en el sudeste del país, podría nevar hasta 20 centímetros debido a un frente frío que se acerca después la Navidad más cálida en su historia, con 17 grados. En Texas y Nuevo México, en la frontera con México, se prevén incluso 50 centímetros de nieve.

El servicio meteorológico estadounidense NWS estima que podrían continuar las tormentas. Los especialistas dijeron que están dadas las condiciones para que se precipiten "nevadas históricas" en ese estado, aunque afectaría mayormente a zonas escasamente pobladas.

Los meteoros más fuertes podrían registrarse en el centro y este del estado de Oklahoma y en Texas. Para el oeste de Estados Unidos se prevén tormentas de nieve.

El gobernador de Alabama Robert Bentley anunció que visitaría áreas dañadas en el condado Coffee. Dijo que unos 190 caminos en el estado estaban cerrados por inundaciones.

El Servicio Nacional de Meteorología advirtió a residentes que eviten conducir en áreas donde se esperaban inundaciones. Se pronostican inundaciones severas en el norte de Alabama.

El viernes, un tornado que tocó tierra en el centro-norte de Alabama y afectó partes de Birmingham, pero causó unos pocos daños.

En otras partes de la región, donde habían pasado las tormentas, decenas de personas recibieron la Navidad sin techo ni efectos personales, pero muchas dijeron que estaban agradecidas por haber sobrevivido para festejar otra Navidad.

Además del gobernador de Alabama, también declararon el estado de emergencia funcionarios en Mississippi y Georgia.

Comentarios