Espectáculos
Lunes 29 de Febrero de 2016

“En primera plana”, la mejor película de los Oscar cargados de polémica

El filme, basado en hechos reales, muestra los abusos sexuales a menores en la Iglesia Católica de EEUU. Brie Larson, mejor actriz por “La habitación”, y Leonardo DiCaprio, mejor actor por “El renacido”.

Un Oscar polémico y sorpresivo. Ese fue el tenor de los premios que anoche se entregaron en el Dolby Theatre. Es que, cuando a las 2 de la madrugada, se dio el nombre del filme ganador al premio más importante, pocos lo podían creer. “En primera plana”, de Thomas McCarthy, levantó la estatuilla a mejor película, ante los ojos atónitos del elenco de “El renacido”, que venía de ganar como mejor director, por Alejandro González Iñárritu, y actor protagonista, que como no podía ser de otra manera fue para Leonardo DiCaprio. En una ceremonia en la que se ironizó hasta el hartazgo sobre la poca presencia de negros en las nominaciones, otra de las novedades fue que “Mad Max: Furia en el camino” fue la película que más Oscar ganó: fueron 6 estatuillas, pero todas en rubros técnicos. En tanto, “Misión rescate” y “Brooklyn” se fueron a casa sin una sola estatuilla. Rarezas de un Oscar cada vez más atípico.

“En primera plana”, que ya había ganado como mejor guión original, se llevó el lauro más deseado con su relato sobre la investigación periodística basada en los abusos de menores a cargo de la Iglesia de Boston. Michael Keaton, Mark Ruffalo y Rachel McAdams subieron emocionados al escenario y ni ellos podían creer lo que había pasado.

Claro que la estrella de la noche, no fue otro que Leonardo DiCaprio. Aunque la alegría no fue completa, se despachó a gusto cuando ganó como mejor actor por “El renacido”: “Quiero agradecerles a todos, desde el comienzo de mi carrera, por haberme dado tantas oportunidades. Al señor Scorsese, a mis padres, a mis amigos, ellos saben quienes son”.

Y respecto al contexto del filme, lanzó un mensaje de color político: “Hay que trabajar de manera colectiva, no seguir dejando las cosas para después, por los pueblos indígena, por las millones de personas afectadas por el cambio climático, y por la gente que se ha visto acallada por la codicia. No demos por sentado nuestro planeta”.

Minutos antes, la noche venía bien para “El renacido”, que ya había ganado como mejor fotografía. “No puedo creer que esto esté ocurriendo”, dijo Alejandro González Iñárritu, al ganar como mejor director, dado que es su segundo Oscar consecutivo, porque el año pasado también se lo llevó en el mismo rubro por “Bidman”.

“Lo comparto con este maravilloso equipo de técnicos y actores. Leo (a DiCaprio), tú eres «El renacido»”. Y remató con el tema de la protesta sobre la falta de nominados negros que tiñó toda la gala. “Que por siempre el color de la piel sea algo tan irrelevante como el largo de nuestro cabello”, cerró Iñárritu en medio de una ovación.

Brie Larson, por “La habitación”, se llevó la estatuilla a mejor actriz protagonista, y dejó en el camino a Cate Blanchett, Jennifer Lawrence, Charlotte Rampling y Saoirse Ronan, nada menos.

Un arranque oscuro. “Este es el Oscar de los blancos”, ironizó en la presentación el afroamericano Chris Rock, de impecable saco blanco. Y todo hacía prever que la alusión hacia la ínfima nominación de negros en estos premios finalizaría allí. Pero no, fue por más: “Mientras están protestando por esto ahora, en la 88ª entrega de los premios de la Academia, imaginen qué pasaba en los 60 o en los 70. Es que allí no había protestas porque teníamos cosas serias por qué protestar”. El aplauso subió desde las plateas, y seguro que Spike Lee, desde su casa, lo habrá insultado un largo rato.

En un mensaje ambiguo, Rock también dijo que “queremos que los negros tengan las mismas oportunidades” y agregó que “no es cuestión de razas, no todo es sexismo o racismo”. Pero la burla prosiguió mucho más. Tanto fue así que, ante las carcajadas de la mayoría, mostraron montajes de Whoopi Goldberg y Chris Rock, sobre las películas “Jobs”, “Misión rescate”, “El renacido” y “La chica danesa”.

El primer Oscar, que lució 87 años menos gracias a retoques estéticos, fue al mejor guión original, que se lo llevó “En primera plana”, de Tom McCarthy, que también se alzaría con el último premio y el más esperado.

Russel Crowe y Ryan Gosling fueron los responsables de presentar los nominados a guión adaptado, que se lo llevó “La gran apuesta”.

La primera sorpresa de la noche fue la premiación a la mejor actriz de reparto. La que se levantó a buscar la estatuilla fue Alicia Viklander, por “La chica danesa”. Luego llegaría la seguidilla de Oscar para “Mad Max: Furia en el camino”. El primero fue para diseño de vestuario.

El desquite para el filme de González Iñárritu llegaría con el Oscar a la mejor fotografía. Fue el primer premio para “El renacido” y el primero también para un latino: el mexicano Emanuel Lubezki. El otro Oscar latino vino más tarde con la estatuilla a mejor corto de animación. Con la atípica presentación de Los Minions, los ganadores fueron los chilenos Gabriel Osorio y Patricio Escala, quienes ganaron por “Historia de un oso”. “Es el primer Oscar para nuestro país, viva Chile”, dijo Escala.

El que seguramente no durmió anoche fue Silvester Stallone, la Academia distinguió a Mark Rylance, por su trabajo en “Puente de espías”.

La escultural Sofía Vergara copó las miradas en la presentación al Oscar a la mejor película en idioma extranjero. Y allí se perdió la última posibilidad de que caiga por estos pagos un premio de la Academia, ya que la coproducción argentina-venezolana-colombiana “El abrazo de la serpiente” perdió ante el filme “El hijo de Saúl”.

Histórico y emotivo. El vicepresidente de Estados Unidos, Joe Biden, subió al escenario para promocionar la campaña “It’s On Us” contra abusos sexuales y presentara a Lady Gaga. Emocionada, cantó “Til it Happens To You”.

Un monólogo para la polémica. El monólogo inicial de Chris Rock en la ceremonia de los Oscar 2016 tuvo como eje la polémica #OscarsSoWhite. En apertura Rock dijo entre otras cosas: “La comunidad negra no protestó sobre los Oscar en los 50 o los 60 porque en ese tiempo teníamos cosas reales por las que protestar”; “En el segmento In Memorian solo aparecerá gente negra que ha sido tiroteada por policías” o “Hollywood es una hermandad universitaria racista”.

Comentarios