San Juan
Lunes 04 de Abril de 2016

En medio de la polémica municipal, Julián Gil fue a Casas Viejas a “brindar soluciones”

El intendente que no tiene paz y que con sus últimas declaraciones dio más tela para cortar: “Vine a quedarme por 20 años", ahora llevó elementos necesarios al pueblito. 

El intendente de Caucete, Julián Gil, intenta bajar los decibeles con respecto a los “ataques” que él manifiesta, sufre por parte de su entorno y sus enemigos políticos. El funcionario mostró en Facebook su actividad solidaria en Casas Viejas (a 40 km al norte de Bermejo).
Gil se encuentra una vez más en el ojo de la tormenta luego de haber manifestado que “él llegó para quedarse 20 años” y que se “siente objeto de ataque”.
Es por ello que, sigue trabajando para ponerle paños fríos a las polémicas y esta vez encabezó una visita para ayudar a los chicos de esa localiidad.

Comentarios