País
Miércoles 30 de Diciembre de 2015

El partido de Martín Sabbatella recaudaba $280.000 mensuales de la Afsca

El interventor del organismo descubrió que 130 empleados aportaban el 8% de su salario a Nuevo Encuentro. Despidieron a otros 48 funcionarios.

Tras la salida de Martín Sabbatella de la Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual (Afsca), el interventor designado Agustín Garzón arrancó con la depuración y echó en las últimas horas a 48 funcionarios políticos que pertenecían al organismo. En todos los casos, eran activistas de Nuevo Encuentro, la agrupación que encabeza Sabbatella, y de otras agrupaciones del kirchnerismo.
"Hoy la Afsca se convirtió en un centro de militantes", definió la semana pasada el ministro de Interior, Rogelio Frigerio. La observación no estaba alejada de la realidad. Garzón descubrió que la entidad fue utilizada como forma de "hacer caja" y financiar las actividades proselitistas de Nuevo Encuentro. Con la intervención, se encontraron 130 casos de empleados a los que se retenía el 8% de su sueldo bruto en calidad de aportes partidarios. Las donaciones representaban 283.131 pesos mensuales y una suma de $3.680.703 solo este año, informó hoy el diario La Nación.
A raíz de este uso político del organismo, Sabbatella fue denunciado en 2013 y la Fiscalía de Investigaciones Administrativas (FIA) se encargó de arrancar con las averiguaciones. Pero el juez federal Sebastián Casanello archivó el 28 de octubre la causa al evaluar que los aportes eran voluntarios.
Casi en simultáneo, el miércoles pasado -el mismo día en que el presidente Mauricio Macri dictó la intervención- el fiscal Guillermo Marijuan solicitó la reapertura de la causa. El interventor manifestó su predisposición a aportar la información que sea requerida por la Justicia.
Algunos de los funcionarios removidos por Garzón llegaron a presentarse a elecciones por el kirchnerismo, como Guillermo Guerín, delegado de la Afsca en La Plata y ex candidato a intendente de esa ciudad por Nuevo Encuentro; Matías Molle, delegado del organismo en el conurbano norte y líder del sabbatellismo en San Fernando; Fernando Araujo, delegado en Mar del Plata y ex candidato sabbatellista a intendente de Villa Gesell, y Marcelo Barban, ex concejal de Nuevo Encuentro en Lincoln y coordinador en esa ciudad.
Por su lado, el ex presidente de la Autoridad Federal de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (Aftic), Norberto Berner, presentó ayer una acción de amparo para que se declare la nulidad absoluta del decreto 236, que hace una semana resolvió la intervención simultánea en ese organismo y en la Afsca.
Al igual que Garzón, el interventor en la Aftic, Mario Frigerio, desplazó a todos los directores nacionales del organismo, en su mayoría miembros de la agrupación La Cámpora, como el mismo Berner y su segundo a cargo de la entidad, Nicolás Karavaski.

Comentarios