País
Viernes 21 de Agosto de 2015

El Gobierno relevó a toda la cúpula de Gendarmería por la represión a choferes de la línea 60

A fines de julio, la jueza Arroyo Salgado ordenó desalojar la Panamericana, hubo balas de goma, gases lacrimógenos y palos para todos. En aquella oportunidad Sergio Berni respaldó el actuar de las fuerzas.

El jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, confirmó hoy el relevo de la cúpula de la Gendarmería Nacional y lo vinculó al malestar generado por la represión con balas de goma contra colectiveros de la línea 60 que realizaban un piquete sobre la autopista Panamericana, a fines de julio último.
“Hasta donde yo sé, esta situación refiere al episodio ocurrido con la línea 60”, señaló Fernández cuando se le consultó sobre la decisión de relevar al director nacional de Gendarmería, Enrique Zach, y al subjefe, el comandante general José Pereyra.
El funcionario, como es habitual, formuló declaraciones esta mañana, al ingresar a la Casa de Gobierno.
La Gendarmería reprimió el pasado 28 de julio en la Panamericana una protesta de choferes de la línea de colectivos 60 que reclaman la reincorporación de trabajadores despedidos, donde hubo incidentes con heridos y detenidos, tras lo cual intervino el gobierno bonaerense para intentar destrabar el conflicto. 
El fuerte operativo ordenado por el Ministerio de Seguridad esperó a los manifestantes sobre la autopista y, tras una maniobra de “cerrojo”, los rodeó y desalojó, mientras que los choferes se quedaron sobre la colectora para volver a protestar.
Cronista Comercial

Comentarios