Ovación
Martes 08 de Marzo de 2016

El extraño método de entrenamiento que utilizó Guillermo en Boca

¿Dará resultado? El DT xeneize implementó una táctica destinada a emular los efectos de la altura en las pelotas.

La imagen del entrenamiento matutino de Boca en el complejo Pedro Pompilio estuvo en el sector donde Agustín Orion se ejercitaba junto a Juan José Romero, el entrenador de arqueros del cuerpo técnico de Guillermo Barros Schelotto.Entremezclados entre las habituales pelotas de fútbol, unos balones de voleibol reposaban en la medialuna de una de las áreas de la cancha principal del predio.
Estos fueron utilizados durante el peloteo, que sin tregua, se realizó sobre Orion, que desvió prácticamente todos los remates arriba, abajo, a un costado y al otro.
El plan, según palabras del propio Romero, fue intentar emular los efectos que la altura de una ciudad como La Paz provoca en los balones.
El "viboreo" resulta inevitable a 3200 metros sobre el nivel del mar. Son misiles difíciles de controlar para los arqueros que no están acostumbrados a eso.
Allá arriba, y como alguna vez resumió Daniel Passarella en su etapa como entrenador de la selección argentina, "la pelota no dobla".
En el llano, las pelotas de vóleibol evidencian un movimiento similar, por lo que los remates, todos rectos, se mueven en el aire, casi ingobernables para los arqueros.
La receta tendrá su prueba de fuego el jueves, cuando, desde las 21.45 (hora argentina), Boca visite al Bolívar, por la tercera fecha del Grupo 3 de la Copa Libertadores.  

Comentarios