Domingo 26 de Junio de 2016

Domanico: “No contamos con los mecanismos legales para aplicar la Ley Nacional contra la Violencia de Género”

Así lo estableció la Jueza de Paz Letrada de Sarmiento. La magistrada también aclaró que existe una ley provincial con mecanismos de protección integral. Contó cuales son las problemas más graves que padecen las mujeres sarmientinas, entre la falta de recursos económicos y los abusos sexuales.

Alejandra Domanico es jueza de Paz Letrada del departamento de Sarmiento, también es la única magistrada sanjuanina que forma parte de la Asociación de Mujeres Juezas de la Argentina.
En un charla con sanjuan8.com explicó como es la Ley Provincial 7943/08-E- que intenta proteger a la mujer de violencia familiar y destacó que la provincia aún no cuenta con los mecanismos necesarios para adecuarse a la ley nacional de Protección Integral a las Mujeres que es la norma  26.485 sancionada y promulgada en el 2009.
 ¿San Juan y las leyes provincial contra la violencia de género que aspecto e importancia le dan?
Es bueno aclarar que la violencia contra la Mujer es aquella que se ejerce sobre la mujer por su condición de tal, por desconocerle derechos, por odio, menosprecio, subestimación.
En San Juan podríamos decir que en cuanto a la violencia contra la mujer, se ha sancionado la Ley 1317-S- que consagra la responsabilidad de fortalecer en el territorio de la Provincia la ley Nacional 26.485 de Protección Integral para Prevenir, Sancionar y Erradicar la violencia contra las  Mujeres en el ámbito de sus relaciones interpersonales.
Esta Ley que es de orden público y necesita para su aplicación de normas de Índole procesal para tomar real vigencia en la provincia, y aun no se cuenta con ellas expresamente, quedando librada a interpretaciones diversas.
Para su eficaz aplicación cada provincia debe establecer competencias y procedimientos, tanto en lo Administrativo como en la Judicial. En San Juan no tenemos aún esa legislación.
Hay herramientas,  que establece la Ley Nacional, y que debe proveer cada provincia. Se debe trabajar para facilitar el acceso a la Justicia en cuanta información, patrocinio letrado, procedimientos eficaces y agiles a toda mujer sin descuidar la dificultad natural para solicitar y contar con Protección de las Mujeres víctima de violencia que reside en lugares alejados de la capital o de Jachal (cabeza de la 2da circunscripción Judicial).
 Al legislar sobre ello se debe hacer con perspectiva de género, generar procedimientos administrativos y judiciales que aseguren la prevención, la protección y la sanción, que  prohíban, por ejemplo, expresamente  los medios alternativos para resolver conflictos de violencia,  tanto la mediación, la conciliación, la suspensión de la causa a prueba etc. Se deben establecer, incluso,  formas y procedimientos  de articulación y procedimientos en base a los Recursos Institucionales de la Provincia.
Hay modalidades de la violencia como la Institucional, la Mediática, la obstétrica no cuenta con mecanismos de operatividad para reclamarla y pedir cese o resarza.
 ¿Qué pasa en San Juan cuándo una mujer sufre violencia en el seno familiar?
 
Cuando la violencia la sufre la mujer en el ámbito Familiar, que es en el ámbito de sus relaciones interpersonales donde corre mayor riesgo, según nos indica la historia y las estadísticas, tenemos vigente una  ley Provincial de Prevención, Protección y Sanción de la Violencia Familiar (Ley 7943/08 hoy 989-E-)cuyo antecedente es la ley 6542 modificada por la ley 6918 y  que establece mecanismos de protección de índole administrativo y judicial,  establece procedimientos  para  proteger a todo miembro de la familia dañado, lesionado o en peligro de sufrirlo tanto  físico psicológico, sexual o patrimonial, por acciones  y omisiones de otro miembro.
 En el orden Judicial la responsabilidad es de todo Juez con presidencia de sus competencias naturales, y las medidas de protección son amplísimas del tipo autosatisfacías o cautelares según corresponda.  Que si bien la ubica en la familia y consagra la importancia de la familia, al definirla el concepto es amplio cubriendo todos los posibles vínculos afectivos, entendemos, se ajusta,  en términos generales a los lineamientos de las Convenciones Internacionales sobre Derechos y Protección de las Mujeres.
 ¿Creé que a partir de la marcha “Ni Una Menos” se logró algún cambio?
 El Ni una Menos, ha quedado claro que alcanza a toda gestión no hecha, toda ley no sancionada, toda conducta cotidiana que mantiene la inequidad histórica entre hombres y Mujeres, que naturalizan la relación de poder, de falta de reconocimiento a su  derechos a la educación a la salud, a percibir igual remuneración por igual trabajo, a acceder en igualdad de oportunidades al trabajo y a  cargos de jerarquía a vivir en PAZ, con libertad de pensamiento, ideología, a planificar su vida reproductiva.
Con respecto a los Juzgados de Paz: ¿Cómo se trabajan en ellos?
La Justicia de Paz tiene  responsabilidad en la adopción de medidas de protección para las víctimas de violencia Familiar ley 989-E- Ex 7943. Interviene tanto en las Solicitudes de Protección sin denuncia o cuando ha mediado denuncia en tanto existir delito.
La Mayor fortaleza es la articulación,  no solo  con los equipos técnicos que prestan servicios en el departamento y que dependen de Desarrollo Humano coordinados por la Municipalidad de Sarmiento, sino con Salud, Educación y ONG.
Como la ley lo establece,  las medidas que se adopten deben garantizar el cese de los hechos violentos y evitar futuros, y se dictan a veces,   previo cualquier otro tramite.
Esas medidas son la restitución del Hogar de la Mujer que debió abandonarlo por los hechos de violencia que denuncia.  La exclusión del hogar del agresor, la prohibición de ingreso o de acercamiento a la víctima, la determinación provisoria, de cuota alimentaria en el caso que la pareja involucrada tuviere hijos.
 En el Proceso se debe asegurar celeridad, confidencialidad, gratuidad, escuchar a la víctima y no someterla a ningún intento de dialogo o mediación o alguna otra forma de resolución alternativa del conflicto.
  En todos los casos donde la Mujer tiene hijos en común o no con el agresor se debe dar participación a la Asesora Letrada de Menores e Incapaces.
 Tanto la evaluación de los hechos, el diagnostico, pronostico, sugerencias como en el seguimiento se encarga a los Equipos Técnicos.
Puntualmente la situación en Sarmiento ¿Cómo la definiría? ¿Y con respecto a otros departamentos rurales es diferente?
Sarmiento no escapa del diagnóstico general,  de la provincia, el país y la región, conviven   conductas de claro contenido conservador de estereotipos históricos que naturalizan la desigualdad y actitud de reproche frente a casos de violencia física. Las más damnificadas son las niñas por situaciones de abuso sexual y maltrato físico.  La deserción escolar es más elevado en niñas que en niños, por citar algún ejemplo.
Las situaciones más numerosas o requeridas de protección son “el abandono material y falta de reconocimiento de la filiación paterna  de los hijos por parte del progenitor, (mujeres solas para enfrentar educación y subsistencia de familias numerosas.
Solicitan determinación de cuotas Alimentarias y protección para sus bebés, para destacar muy especialmente no es habitual que en esa protección soliciten asesoramiento respecto a la acción de filiación, lo que evidencia que aun pareciera estar naturalizado que ella es la única responsable de sus hijos, y las consecuencias de abandono de los hijos por parte del hombre que la deja sola frente a sus hijos   es parte de la violencia  que aún se visualiza.
En segundo término (cuantitativamente) las agresiones físicas sin lesiones, con amenazas y coacción, el tercer término lesiones de abuso Sexual. Todo ello referido a casos de violencia con  la mujer pero con el exclusivo alcance del ámbito familiar, que es en lo que la ley nos otorga intervención.
Si sos víctima de violencia de género y vivís en un departamento rural podés acceder gratuitamente a los Juzgados de Paz de tu lugar de origen y pedir protección integral.
Por: Marcela Valeria Silva

Comentarios