Deportes
Domingo 30 de Enero de 2011

Djokovic: "Rafa y Roger son los mejores jugadores del mundo"

Tras consagrarse campeón en Australia por segunda vez, el serbio elogió a Nadal y a Federer, quienes quedaron en el camino pero, según él, "merecen todo el crédito todavía".

"Rafa y Roger son los dos mejores jugadores del mundo. No hay duda sobre eso. No se puede comparar mi éxito y el éxito de Murray a su éxito. Son los dos jugadores que más han dominado este juego en una época. Todo el crédito para ellos. Es agradable ver que hay algunos jugadores nuevos en las últimas etapas del Grand Slam luchando por un título. Eso es todo lo que puedo decir", dijo Djokovic.

El tenista serbio, tercero del mundo, destacó su buen encuentro en la final del Melbourne Park: "Este fue un gran partido. Desde el principio hasta el último punto hice lo que tenía la intención de hacer tácticamente, lo que hablé con mi entrenador, lo que he preparado. Físicamente estaba muy en forma. Tenía dos días entre las semifinales y el partido final. Eso fue importante en este tramo del partido".

"Probablemente el punto de inflexión fue el último juego del primer set en el que había un cierto intercambio de golpes y peloteos largos. Y al final me lo llevé", consideró Djokovic.

"Me sentí bien en la cancha. Cómodo y en cierto modo noté que podía llegar a cualquier pelota. Utilicé el servicio en los momentos cruciales y se me dio bien. Abrí la cancha. Cambié el ritmo. Controlé eso. Ganar en tres sets a un jugador como Murray hace mi éxito más grande", subrayó "Nole", que reconoció haber controlado su celebración por respeto a su "amigo" Murray.

"En cierto modo, sí. Entiendo cómo se siente. Es su tercera final y no consiguió ningún título. Realmente tengo un gran respeto hacia él y su partido, porque creo que tiene todo lo necesario para convertirse en un campeón de Grand Slam. Estoy seguro de que muy pronto lo será", advirtió.

Djokovic reconoció haber madurado: "Sí, me siento como jugador más experimentado. Me siento un jugador mejor ahora de lo que era hace tres años, porque creo que físicamente estoy fuerte, soy más rápido, mentalmente estoy más motivado en la cancha. Sé cómo reaccionar en ciertos momentos y cómo jugar en un gran escenario. Esta es la mejor manera que yo podría pedir para comenzar una temporada".

El serbio también justificó el triunfo por un cambio notable en su vida. "Las cosas fuera de la cancha no estaban marchando bien para mí y eso se refleja en mi juego, en mi carrera como tenista profesional. Me centré. Todo estaba en mí. Eso es lo que hice", desveló.

"Fue una gran lucha mental, porque yo estaba tratando de separar de mí la vida profesional de la privada. Todo esto es parte de la vida", agregó.

El tenista serbio calificó el inicio del año, con la conquista de la Copa Davis y el Abierto de Australia, como "el mejor comienzo posible de la temporada", mientras bromeaba con el final del partido, cuando lanzó las zapatillas a la tribuna y antes sacó las plantillas. "Son el secreto de mi juego de piernas". "Estoy viviendo un sueño, con la Davis y Australia", recalcó.

Comentarios