Sábado 20 de Agosto de 2016

Día del Niño: “La verdadera felicidad de los más pequeños es sentirse amados”

Algunos profesionales con experiencia en el trato con chicos afirman que es más importante lo emocional que lo material. ¿Qué cosas hacen felices a los chicos? Video. 

A lo largo de 75 años, un grupo de científicos de la universidad de Harvard hizo un seguimiento de 724 personas con el propósito de analizar qué aspectos llevan al ser humano a tener una vida feliz y saludable. La mitad de las personas elegidas eran estudiantes de segundo año de Harvard y la otra parte chicos de los barrios más pobres de Boston.
A fines del año pasado el psiquiatra Robert Waldinger expuso el resultado principal de tantos años de investigación y concluyó que lo que realmente hace felices a los niños no es tener fama ni dinero, sino relaciones personales saludables y constructivas.
Teniendo en cuenta este estudio, Miguel Herrero, médico pediatra y Jefe de Pediatría del Hospital de Niños Juan Carlos Navarro, afirmó que ante todo,  un niño es un humano y por lo tanto se mueve con códigos humanos y no materiales. “Al niño lo hace feliz la presencia de los padres, si un chico está en una fiestita de la escuela y no los ve se pone triste”.
El reconocido pediatra sanjuanino dijo que lo único que necesita un pequeño es “ser amado”. “A veces un chico pobre es feliz solo por tener a sus padres, y un chico con recursos económicos, es un chico sin alma porque sus padres viven trabajando”.
Vivimos apurados y conectados. Nos cuesta dejar el celular, desenchufarnos de las preocupaciones laborales y vivir plenamente cada momento y eso se nota en los niños aseguro Adrián Oliva, profesor de una escuelita de Fútbol de Santa Lucía. “Hace 10 años los chicos no estaban relacionados con la tecnología y hoy los chicos han cambiado de paradigma y tiene mucho que ver el contexto tecnológico” aseguró el deportista.
A cargo de más de 50 niños entre cinco y quince años, el profesor, en sintonía con el pediatra dijo que lo más importante y lo que más alegra a los chicos es que sus padres vayan al partidito de fútbol y que a través del deporte logren canalizar todas sus ansiedades.
“Cuando tenés un chico con papás separados te das cuentas, al igual que cuando es un chico que es hijo único, el deporte te permite saber si un chico tiene problemas ya sea físicos o psicológicos” expresó Adrián.  
Por otra parte la psicóloga Mora Marengo, del Instituto Sincronía -especializado en estrés ansiedad y emociones- cuenta que la cultura de lo instantáneo en la que todos nos vemos inmersos tiene una injerencia negativa sobre los chicos que repercute en el consultorio: "Los adultos se encuentran sobrecargados de trabajo, responsabilidades y exigencias que dificultan el poder estar con los niños al ciento por ciento y conectados mente y cuerpo.
Muchos padres consultan porque sus hijos presentan dificultades para tolerar la frustración o la espera, conductas impulsivas y niveles altos de enojo e insatisfacción. "Lo que los niños necesitan para su bienestar y felicidad es poder pasar tiempo de calidad con su familia y seres queridos".
Si les preguntamos a los chicos qué cosas los hacen felices, ellos suelen responder cosas simples. Actividades que no representan grandes gastos económicos y donde están muy presentes los vínculos con seres queridos:
Victoria González, 7 años: “Me hace feliz la música de Shakira, los abrazos y jugar”.
Simón Calderón, 7 años: “Me hace feliz ver un arco iris y cuando voy a futbol y juego con mis amigos”.
Catalina Ferreira Manguel, 6 años: "Me encanta ir a la casa de mis abuelos y ponerme los tacos de mi abuela y maquillarme. También me encanta jugar con mis hermanas y sumar en el colegio".
León Escribal Marquez, 5 años: "Me gusta jugar a la mancha y a las escondidas, que me lean cuentos, ir al parque a jugar al fútbol, bailar y cantar".
Los chicos no necesitan tener un smartphone, ni pasar horas frente a la computadora ni vacaciones en Disney para ser felices. La respuesta es simple. Ser escuchados, jugar con amigos y compartir momentos en familia son las claves para una infancia feliz.
 

Comentarios