País
Viernes 12 de Febrero de 2016

Detuvieron a Ibar Pérez Corradi, autor intelectual del triple crimen, confirmaron sus abogados

Está acusado de ser instigador del triple crimen de General Rodríguez, ocurrido el 7 de agosto de 2008. Lo detuvieron en las últimas horas.Desde el 2012 estaba prófugo.

Ibar Pérez Corradi, el prófugo más buscado por las autoridades argentinas, fue detenido en las últimas horas en Paraguay y puesto a disposición de la Justicia, que lo investiga por ser el supuesto instigador del triple crimen de General Rodríguez, ocurrido el 7 de agosto de 2008.
El sospechoso fue detenido a 30 kilómetros de Ciudad del Este, en un country donde reside una mujer que sería su actual pareja. Para ello fueron claves los datos aportados por la Fiscalía de Mercedes que investigó las muertes de 2008.
Juan José Ribelli, abogado de Pérez Corradi, ratificó la información en Radio 10: "Llamamos a Paraguay, certificamos que fue detenido tras un gran despliegue". Antes, el otro letrado del sospechoso, Carlos Broitman, había dicho que había un "90% de posibilidades" de que el fugitivo haya sido encarcelado.
El nombre de Pérez Corradi cobró notoriedad en los primeros días del año, tras la fuga de General Alvear. Su apellido se transformó en una obsesión para el poder político hasta tal punto que el ministro de Seguridad bonaerense, Cristian Ritondo, y el fiscal de Mercedes que investigó el Triple Crimen, Juan Ignacio Bidonde, abrieron un fluido canal de diálogo.
Pérez Corradi, de 38 años, conocido también como "Chiquito", "Peludo" o "Pelado", está acusado de ser el autor intelectual de los asesinatos de Sebastián Forza, Damián Ferrón y Leopoldo Bina, en agosto de 2008. La Justicia lo considera uno de los principales proveedores de efedrina y cree que los homicidios están vinculados a una pelea entre bandas mafiosas que querían quedarse con el control del mercado local.
Además, está acusado de narcotráfico por haber ingresado pastillas de oxicodona en los Estados Unidos a través de una encomienda que llegó por correo privado. Ese tipo de analgésicos están prohibidos y la justicia norteamericana pidió su extradición.
Esta semana, su abogado, Carlos Broitman, había vaticinado un desenlace "inmediato" sobre su situación procesal, y además prometió que con su declaración el detenido puede vincular a "políticos" y "muchos personajes de la Argentina".

Comentarios