Mundo
Viernes 22 de Abril de 2016

Descubrí lo bueno y lo malo de cada uno de los signos del zodíaco

¿Controlador o relajado? ¿Espontáneo o planificado? La astróloga y tarotista Beatriz Leveratto explica en detalle cómo los astros repercuten en cada uno de los signos según el elemento al que pertenecen.

Fuego: Aries, Leo y Sagitario son los tres signos que pertenecen a este elemento. Las características principales son la acción y el deseo.
 
El principal talento de Aires es el coraje para emprender cosas nuevas.
 
Son proactivos y no tienen miedo en ir hacia adelante. El mayor defecto es la impaciencia.
 
Leo, por su parte, es un signo fijo y representa un deseo que enraíza. Su mayor talento es la generosidad y entrega pero hay que tener cuidado con sus arranques que, a veces, pueden resultar ofensivos.
 
Sagitario es la constante búsqueda. Está en un eterno movimiento que vive con alegría. Su defecto es la tendencia a exagerar todo.
 
Tierra: Tauro, Virgo y Capricornio forman parte de este elemento que es sólido y estable. Los nacidos bajo estos signos son concretos y responsables.
 
Tauro genera, con paso firme y lento, pero produce. En ocasiones, puede ser perezoso y ese es su mayor desafío por superar.
 
Virgo se destaca por estar siempre al servicio de los demás. Atento a la necesidades de los otros, nunca duda en dar una mano solidaria. Su mayor dificultad es que, por su necesidad de buscar la excelencia hasta en el más mínimo detalle, suele estar siempre disconforme.
 
Si hay que destacar algo en Capricornio es su compromiso con cada una de las tareas que hace. Aunque esta actitud tan responsable y comprometida tiene una contrapartida que es la exigencia desmedida tanto par sí como para los demás.
 
Aire: Géminis, Libra y acuario son los signos nacidos bajo este elemento liviano, omnipresente e inalcanzable.
 
El talento de Géminis pasa por lo vincular. Ellos nacieron para relacionarse con la gente. El mundo es un gran parque de diversiones. Su principal desafío es la inestabilidad que surge, justamente, de esa necesidad constante de estar en todas partes y en ningún lado.
 
Libra es armonía. Busca el equilibrio entre el mundo racional y emocional. Lo más complicado para este signo es tomar decisiones, porque suelen quedar presos de la duda constante.
 
Agua: Cáncer, Escorpio y Piscis pertenecen a este elemento que es nutritivo y adaptable. Quienes nacen bajo este elemento son personas perceptivas y sensibles.
 
Cáncer es cariño y ternura.
 
Buscan y dan contención. Suelen ser los mejores compañeros del zodiaco. El problema es que a veces pueden encerrarse mucho en su mundo de sensibilidad.
 
Escorpio es un signo con mucha profundidad. Están sumidos en un misterio. Como las raíces de un árbol, tiene un universo interno gigante y que no dejan ver con facilidad. El lado B de Escorpio es la posesividad y los celos desmedidos.
 
Piscis es sensibilidad y amor. Son abiertos y están dispuestos a mostrarse tal cual son, sin protección ni caparazón. El problema es que suelen ser confusos e indecisos.
 
Fuente: infobae

Comentarios