País
Miércoles 05 de Agosto de 2015

Batalla campal en la Casa de Gobierno mendocina: hubo destrozos, heridos y gas pimienta

Policías y penitenciarios marcharon por calles hasta llegar a metros del despacho del gobernador Paco Pérez en reclamo de una deuda salarial. Se produjeron forcejeos e Infantería tiró gas pimienta a los manifestantes.

Policías y penitenciarios retirados coparon la Casa de Gobierno hasta llegar al cuarto piso, donde reclamaron la presencia del gobernador Francisco Pérez por la falta de pago de un retroactivo e incrementos. Infantería repeló a los manifestantes con gas pimienta. Hubo roturas de vidrios, enfrentamientos y heridos.
Unos 650 ex trabajadores de las fuerzas de seguridad marcharon en la mañana de este miércoles por las calles del centro hasta llegar a la Casa de Gobierno, donde ingresaron con facilidad y coparon el edificio.
Subieron sin resistencia hasta el cuarto piso, donde se encuentra el despacho de Francisco Pérez y exigieron su presencia. En el lugar sólo estaba una recepcionista y un custodio del gobernador.
A los pocos minutos, con la situación desbordada intervino personal de Infantería que le tiró gas pimienta a los manifestantes.
Lejos de calmar el panorama, la situación se puso peor y se produjeron enfrentamientos, destrozos de muebles, rotura de vidrios y heridos.
Omar Alcalde, titular de la mutual policial Amuppol llegó hasta el lugar e indicó: "Con audiencia o sin audiencia el ministro de Hacienda me iba a atender ordenadamente. Cuando llegué acá lo que estaba ordenado alguien lo desordenó y mandaron a repeler al grupo de combate".
La protesta comenzó en reclamo del pago de un reajuste que, según los ex policías y ex penitenciarios, les deben desde el año pasado.
"Venimos por un reclamo pacífico de un reajuste que nos están debiendo desde el año pasado, pero nos vienen peloteando. Conseguimos el aumento, pero el reajuste no lo pagaron", indicó uno de los manifestantes.
Agregó: "Nosotros no traemos palos, piedras ni nada, todo es pacífico porque somos gente grande, pero llegó Infantería y nos hechó gas pimienta a los ojos". (Diario Uno). 

Comentarios