Economía
Domingo 12 de Julio de 2015

Al Banco Central le sobran pesos, pero todavía faltan dólares

Para cuatro meses del año 2015, el déficit real se ubica en los 57.400 millones de pesos, y crecería hasta los 70.000 millones de pesos para el mes de mayo.  

No dejes cosas para mañana, abundan pesos y escasean dólares. Los problemas se potencian en Grecia, China, y el precio de las materias primas. Al gobierno no le alcanzan los ingresos, oportunidad de financiarlo al 30 por ciento anual en pesos o al 10 por ciento anual en dólares.

El gobierno ha ingresado en un escenario de déficit crónico.

Para cuatro meses del año 2015, el déficit real se ubica en los 57.400 millones de pesos, y crecería hasta los 70.000 millones de pesos para el mes de mayo.

Con estas cifras, es muy probable que el déficit fiscal se ubique en torno de los 400.000 millones para fin de año.

Esta cifra equivaldría a unos u$s 44.000 millones a un dólar oficial de $ 9,10, lo que equivale a un déficit del 8,8% del Producto Bruto Interno.

Esto sería una cifra escandalosa.
Con este escenario, vamos a los negocios financieros que podemos realizar en este contexto: primero, el gobierno coloca cada 15 días bonos en pesos a tasas equivalentes al 30 por ciento anual, a un plazo de 12 a 18 meses.

Esto implica que no tiene sentido hacer plazos fijos por debajo de dicho nivel, porque se vuelve mucho más conveniente financiar al Estado en busca de mayores rendimientos.

Segunda posibilidad: el bono en dólares Bonar 2017 vale 1.305 en pesos y en dólares 101,50.

Esto nos permitiría comprar dólares a un precio de aproximadamente $ 13,00 con gastos incluidos.

Si compro el bono como inversión, ganaría en menos de dos años u$s 14,00 que es una renta interesante.

Tercera opción posible: el gobierno nacional sacó una linea de financiamiento productivo a una tasa del 18 por ciento anual.

Con bonos que rinden a una tasa del 30 por ciento anual en pesos, y una inflación que se ubicaría en torno al 28 por ciento en medición interanual, este crédito es muy beneficioso.

Se recomienda entonces utilizarlo para la compra de bienes de capital.

Cuarto ingrediente: el gobierno de Cristina Fernández, para poder ayudar a las empresas, permite afectar hasta un 25 por ciento de los créditos para financiamiento productivo al cambio de cheques, lo que convierte en muy atractivo a este tipo de financiamiento.

En este caso hay que consultar, ya que hay bancos remolones a la hora de otorgarlos.

Con este escenario por delante, podemos invertir a buenas tasas, y financiarnos a tasas de interés muy bajas.

Para los que no tienen empresas, nada mejor que comprar con tarjeta de crédito en 12 cuotas sin interés, financiado por la Ansés.

Tomar esta forma de financiamiento es algo realmente muy bueno, ya que se puede comprar sin interés a un plazo de 12 meses, con una tasa negativa del 28 por ciento anual, que es la inflación medida en forma corriente.

Los autos, por su parte, mostrarán una baja sustancial de precios, como consecuencia del cambio en el impuesto, que los colocará en precios muy atractivos.

El problema es que no cuentan con créditos que seduzcan al inversor.

Lo ideal en ese caso sería poder comprarlos con tarjetas en 12 cuotas sin interés, pero todavía no llego el plan Ahora 12 para la adquisición de autos.

En el mercado de propiedades comenzó a observarse mayor movimiento de ventas.

Es lo que siempre ocurre cuando el dólar blue se comienza a mover a la suba.

Con precios en pozo que rondan los $ 24.000 el metro cuadrado, según ubicación y calidad constructiva, el mercado se pone atractivo como resguardo de valor.

En este escenario de negocios nos queda abordar el tema del dólar blue, hoy con una expectativa de suba importante.

El mercado de este valor es mucho más sencillo de los que muchos creen.

 El enorme déficit fiscal que arrastra Argentina nos dice que los pesos abundarán en el segundo semestre.

 El escaso saldo de balanza comercial, la falta de financiamiento externo, la necesidad de utilizar dólares para la compra de energía, y la inexistencia de inversiones del exterior, hacen que el dólar sea tipificado como un bien escaso a futuro.

 Esto nos invita a pensar, en que un dólar blue, que en la actualidad cotiza en torno de los $ 13,60 a nivel nacional, no podemos descartar que se ubique en torno de $ 15,00 a corto plazo.

 Por último, estamos a un mes de las elecciones primarias, una gran cantidad de encuestas invadirán el mercado.

Hoy el gobierno gana en provincia de Buenos Aires y saca una ventaja a nivel nacional.

La dolarización de portafolios será inevitable, e irá creciendo si este resultado se convalida.

No deje para mañana lo que puede hacer hoy, el dólar es una muy buena opción, máxime con los problemas derivados del escenario internacional, Grecia, China y el precio del petróleo.

Comentarios